Lambán cuestiona el cambio climático y logra que le cuestionen a él
  1. España
  2. El Confidente
El Confidente

El Confidente

Por
EC

Lambán cuestiona el cambio climático y logra que le cuestionen a él

Es probable que este episodio no sirva para concienciar a los dirigentes políticos sobre un uso más comedido de las redes sociales. Sería deseable que sí

Foto: El presidente de Aragón, Javier Lambán. (EFE)
El presidente de Aragón, Javier Lambán. (EFE)

El presidente de Aragón, el socialista Javier Lambán, es imprevisible. Tan pronto hostiga a Pedro Sánchez como se convierte en su ferviente defensor. Tan pronto cuestiona el cambio climático a raíz del temporal Filomena como reivindica que esta lucha es su prioridad.

"A la vista de las imágenes que nos deja la tormenta Filomena, no parece que el cambio climático vaya a suponer necesariamente la desaparición de la nieve. El año pasado ya fue muy pródigo con nuestras montañas en ese sentido". Este es el tuit que el presidente aragonés publicó el sábado en su perfil de Twitter. Es probable que fuera suyo porque, al menos hasta hace poco, él mismo redactaba algunos de los textos de su cuenta, aunque no todos. La idea enseguida provocó una tormenta casi tan intensa como la que asuela las tres provincias aragonesas, pero en modo crítica política y sarcasmo digital.

A Lambán le cayeron chuzos de punta, en especial del entorno de uno de sus socios del Gobierno de coalición, Podemos, ya que tanto el diputado autonómico Nacho Escartín como el exalcalde de Zaragoza Pedro Santisteve reaccionaron pronto. El parlamentario nacional Juantxo López de Uralde se manifestó en un sentido similar, siempre en Twitter, y de hecho pidió al presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, que aprovechara la ronda de llamadas a los mandatarios autonómicos, precisamente en su intento de estrechar la coordinación contra el temporal, para explicar a su compañero socialista de qué va el cambio climático.

Los expertos han dejado claro que confundir una nevada como la provocada por Filomena con el cuestionamiento del propio cambio del clima no tiene sentido, no es riguroso. Quizá sus asesores llamaron a Lambán para sugerirle una matización, que se plasmó en su misma cuenta: "Desde que llegué al Gobierno de Aragón, la lucha contra el cambio climático ha sido para mí una prioridad. Otra prioridad mía ha sido combatir los fundamentalismos, sean negacionistas o fanáticos creyentes en la posesión de la verdad absoluta. La duda y el debate son lo más recomendable". Este fue el tuit que empleó como matización.

Su llamada al debate apaciguó un poco los ánimos, aunque no del todo. Debatir sobre el cambio climático puede resultar extraño cuando prácticamente el planeta entero (Donald Trump está a punto de dejar la presidencia de Estados Unidos) ha dado por probado el efecto del calentamiento global en la sostenibilidad del medio ambiente.

Es probable que este episodio no sirva para concienciar a los dirigentes políticos sobre un uso más comedido de las redes sociales. Sería deseable que sí.

Javier Lambán