Es noticia
Denuncia una extorsión con un correo 'fake' de la policía francesa por ver porno
  1. España
  2. El Confidente
El Confidente

El Confidente

Por

Denuncia una extorsión con un correo 'fake' de la policía francesa por ver porno

"En aras de la confidencialidad", le daban un plazo de 72 horas para contestar a un 'e-mail' si no quería ser detenido por delitos relacionados con abuso sexual de menores

Foto: El correo 'fake' recibido por el ciudadano español.
El correo 'fake' recibido por el ciudadano español.

Un ciudadano español recibió en su correo un mensaje de la policía francesa, en concreto de la “Brigada de Protección de Menores”. Le llegó después de haber consumido porno por internet. Le advertía de que había cometido un delito castigado con cinco años de cárcel y 75.000 euros de multa y le daba de plazo 72 horas para comunicar a través de correo electrónico si no quería ser arrestado. Tras el susto inicial, detectó las incongruencias de este mensaje, un tipo de extorsión económica muy extendida.

El documento está redactado en francés, con el sello del Ministerio del Interior galo y a nombre de Catherine de Bolle, que se presenta como la comisaria general de la Policía Federal. Esta mujer ni siquiera es francesa, sino belga. Abogada de profesión, De Bolle fue nombrada en 2018 directora ejecutiva de Europol, pero no al frente de la brigada de protección de menores, como erróneamente la presenta el correo recibido por este ciudadano.

Después de enumerar los presuntos delitos cometidos por haber visitado las páginas porno en internet, el mensaje le invitaba a contactar por correo “en aras de la confidencialidad”. La dirección facilitada es una mera cuenta de Gmail, sin apariencia de representar a ninguna institución oficial. No obstante, en caso de que las autoridades francesas investigasen a un ciudadano español por algún delito, darían parte a las autoridades judiciales y policiales españolas, pero no se pondrían nunca en contacto directo con el investigado.

Es una práctica muy común de la que es víctima mucha gente por desconocimiento y por el temor o la vergüenza

El afectado acudió al despacho Ospina Abogados, que le recomendó no contestar, sino que acudiese a denunciar una presunta extorsión. Le advirtió de que es una práctica muy común de la que es víctima mucha gente por desconocimiento y por el temor o la vergüenza de acudir a denunciar después de haber consumido contenido pornográfico.

Las mafias dedicadas a este tipo de delito se aprovechan de ello y del desconocimiento general respecto al funcionamiento del Estado de derecho y las investigaciones policiales. No obstante, hay mensajes más elaborados que este que se hacía pasar por el Ministerio del Interior francés.

Pornografía infantil Ministerio del Interior
El redactor recomienda