Ni Rosa Díez estuvo, ni Maite Pagaza quiso... y el PP se 'abraza' a Alfonso Alonso

En el País Vasco, el PP intentó una 'renovación a la fuerza' hasta el último momento. Incluso, con cargos más que tentadores para Alfonso Alonso en Madrid

Foto: Alfonso Alonso con Pablo Casado, José María Aznar y Ana Botelle en el pasado homenaje a Gregorio Ordóñez. (EFE)
Alfonso Alonso con Pablo Casado, José María Aznar y Ana Botelle en el pasado homenaje a Gregorio Ordóñez. (EFE)

"No se puede ir en plan suicida. Hay que prepararse, preparar un equipo, tener contenidos... En dos meses, no es posible". Uno de los candidatos 'de consenso' cuyo nombre aparecía en las quinielas para la fórmula PP-Cs para el País Vasco rechazaba tajantemente tal posibilidad. La 'jugada' de Iñigo Urkullu -coordinada con Alberto Núñez Feijóo para que las elecciones en País Vasco y Galicia no se "contaminen" con el sempiterno 'problema catalán'- ha acelerado los tiempos y obliga a precipitar la formulación de una candidatura conjunta para esas dos comunidades.

Ni Rosa Díez estuvo, ni Maite Pagaza quiso... y el PP se 'abraza' a Alfonso Alonso

El PP nacional insistía en "respetar los tiempos" de Ciudadanos y dejar que primero se celebrara el congreso de la formación naranja, el 14 y 15 de marzo. La convocatoria de Urkullu y Feijóo para el 5 de abril echa por tierra esos plazos:el congreso 'ciudadano' termina apenas cinco días antes del comienzo de la campaña electoral, y las candidaturas deberán estar registradas el 20 de febrero (Galicia) y 21 (País Vasco). No hay tiempo, pues, para esperar al cónclave que debe ungir a Inés Arrimadas.

En el País Vasco, el PP ha intentado una 'renovación a la fuerza' hasta el último momento para intentar buscar un candidato alternativo para el 'País Vasco Suma' o 'Mejor Unidos', en la versión Arrimadas. Incluso, con cargos más que tentadores en Madrid para Alfonso Alonso -la vicepresidencia ejecutiva del Canal de Isabel II, una de las joyas de la corona de la administración madrileña- que este habría rechazado.

"Maite no se embarca ni loca. ¿Dejar Europa y volver a Euskadi a unas elecciones así de complicadas?". Pagaza insiste en que ni siquiera la han sondeado

Alguien puso en circulación el nombre de Rosa Díez -"una broma de mal gusto", en fuentes del PP regional- y también a Maite Pagazaurtundua. Esta última asegura que su nombre "no es más que un rumor" y niega que ni siquiera la hayan sondeado, perse a que la figura de esta eurodiputada de UPyD, integrada en la delegación de Ciudadanos Europeos, es una figura más que respetada tanto por populares como por los naranjas.

"Maite no se embarca en eso ni loca", afirma tajantemente un político popular bien conocedor de los entresijos del PP vasco. "¿Dejar Europa y volver a Euskadi a unas elecciones así de complicadas?". Efectivamente, Pagaza niega la mayor e insiste en que ni siquiera la han sondeado.

"No es tanto cuestión del cabeza de cartel sino de elaboración de las listas", insiste el político popular. "Con ellas, y cómo se conformaran, se dibujaría el 'nuevo' PP vasco. Y habría que ver si Alfonso Alonso estaría dispuesto a que se las hiciesen". Así que a Génova no le ha quedado otro remedio que cerrar filas y anunciar el apoyo a Alonso durante el comité de dirección de este lunes, una vez conocida la decisión de Urkullu de convocar el 5 de abril. Alonso será el candidato popular.

En Galicia, Feijóo marca las reglas

En Galicia, el problema no existe. Al menos para el PP. "La relación de fuerzas allí con Ciudadanos es de 40 a 0. ¿Qué van a exigir entonces?" afirma un veterano dirigente regional de los populares. Alberto Núñez Feijóo está convencido de poder volver a repetir la mayoría absoluta y maneja sondeos que así se lo aseguran. Ciudadanos nunca ha conseguido representación en las autonómicas, logró dos en las generales de abril y los perdió -en Coruña y Pontevedra- en la hecatombe del 10-N. Ahora quieren llegar a un acuerdo, pero no pueden exigir nada. Y Génova tampoco se lo va a pedir al único barón que le ha dado la mayoría absoluta en estos tiempos de zozobra popular. Si Ciudadanos quiere 'Galicia Suma', será con las condiciones que marque Feijóo.

Otra historia es Cataluña: allí, Ciudadanos lleva la voz cantante, pero la última encuesta de GAD3 para La Vanguardia muestra que pierden dos tercios de los escaños con los que ganaron en 2017 y, lo que es peor: que Cataluña Suma o Mejor Unidos, es decir, la suma de PP más Ciudadanos, obtendría un escaño menos que las candidaturas por separado de ambas formaciones. Y además, ese escaño y el que también perdería Vox si PP y Cs acuden juntos, engrosarían las filas de los independentistas. En el PP catalán, por eso, enfrían la alianza por mucho que Ciudadanos ya la haya pedido por escrito: "Aún no hemos hablado, no hay conversaciones reales". Y avisan: "¿por qué lo tiene que liderar Ciudadanos? En las generales no querían Cataluña Suma y ahora sí... Pues habrá que ver y esperar".

Luna de Papel
Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
7 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios