Si sales estos días a la naturaleza, no olvides respetarla
  1. Medioambiente
  2. Ecogallego
Jose Luis Gallego

Ecogallego

Por

Si sales estos días a la naturaleza, no olvides respetarla

La vida al aire libre y el contacto directo con la naturaleza deben servirnos para aprender a valorarla y protegerla, desde el respeto al entorno y el comportamiento responsable

placeholder Foto: Paisaje de naturaleza (Jose Luis Gallego)
Paisaje de naturaleza (Jose Luis Gallego)

Sucedió en las vacaciones de Semana Santa de hace unos años. Transitábamos por uno de los itinerarios más bellos de cuantos recorren el Parque Nacional de Ordesa y Monte Perdido: el que va desde la pradera de Ordesa hasta la Cola de Caballo.

Atravesando bosques y prados floridos, entre espectaculares cascadas y escarpadas crestas rocosas, disfrutando de flores alpinas y árboles monumentales, observando sarrios y quebrantahuesos, esta ruta de paseo es una de las más famosas y transitadas del parque, y probablemente de todo el Pirineo.

La afluencia de visitantes a los espacios naturales es una oportunidad para promover el amor a la naturaleza y la necesidad de conservarla

Al poco de andar empezamos a ver que el cúmulo de gente era ciertamente considerable, hasta el punto que, en algunos tramos en los que se estrechaba el camino debíamos guardar turno de paso. Fue entonces cuando uno de mis acompañantes se mostró molesto y lanzó el famoso lamento de “a dónde irá toda esta gente” (sin caer en la cuenta de que él también era gente) lo que dio pié a una larga y entretenida tertulia.

En ella no dudé en defender el derecho de todos a disfrutar de la naturaleza, y sostuve que aquella concentración de gente era en el fondo una buena noticia, pues solo se defiende lo que se ama y solo se ama lo que se conoce.

placeholder Enseñemos a los niños a respetar la naturaleza (Unsplash @jule42)
Enseñemos a los niños a respetar la naturaleza (Unsplash @jule42)

Por esa misma razón, excepto si existe una causa justificada -como la de ser un lugar especialmente sensible o acoger a una especie amenazada- no considero oportuno abusar de las limitaciones de acceso, de los espacios prohibidos o las áreas reservadas.

Ahora bien, dicho esto, de lo que se trata es de concienciar a la gente sobre la importancia de cuidar el entorno. Promover el respeto y no solo el amor a la naturaleza, especialmente entre los niños, ayudándoles a entender que todo cuanto nos rodea merece el mismo respeto que cualquiera de nuestras propiedades, pues en el fondo el campo es también nuestro hogar: la casa común.

Disfrutar y aprender

Estos días de contacto con la naturaleza y el aire libre son un momento ideal para comprender que los espacios naturales son un patrimonio común, una hacienda compartida que debemos proteger con una actitud responsable: con independencia de las actividades a las que nos vayamos a dedicar en ellos. No importa si corres, escalas, paseas, fotografías o vas en bici: respeta. Esa es la clave.

Foto: Foto: Andoni Canela

Respeto a lo demás y a los demás, que es la mejor muestra de respeto hacia uno mismo. Aceptar que el paisaje que nos acoge es mucho más frágil de lo que imaginamos, que todos tenemos el derecho a disfrutar de él, por supuesto, pero también el deber de conservarlo.

Ojalá las redes sociales se llenen estos días de imágenes de caminos sin latas, mascarillas o colillas, que son tres de los residuos que ocupan los puestos de cabeza en la lista negra de la basuraleza, que es la basura que abandonamos en la naturaleza.

Y respecto a aquella conversación camino a la Cola de Caballo de Ordesa, lo cierto es que duró todo el trayecto de ida, el de vuelta y se alargó durante la cena y la posterior sobremesa en la casa rural. Y aunque intenté convencer a mis amigos de que la naturaleza es la mejor escuela del mundo y que debería estar abierta a todos, lo cierto es que no logramos ponernos de acuerdo, como seguramente ocurrirá entre los lectores.

Naturaleza Semana Santa Turismo
El redactor recomienda