El S&P500, frente a su muro de acero
  1. Mercados
  2. Bolságora
Carlos Doblado

Bolságora

Por

El S&P500, frente a su muro de acero

El IBEX venía dudando desde días atrás y ya el jueves dio una señal de venta en muy corto plazo que yo explicaba aquí el viernes

Foto: Bolsa de Madrid. (EFE/Altea Tejido)
Bolsa de Madrid. (EFE/Altea Tejido)

En Europa, tuvimos una semana positiva del lado de los precios durante la primera parte. Aparentemente al menos, porque el IBEX35 y el Footsei100, últimos índices en dar señales de retroalimentación alcista últimamente, dudaron desde el primer momento. De hecho el IBEX venía dudando desde días atrás y ya el jueves dio una señal de venta en muy corto plazo que yo explicaba aquí el viernes. Al final de la semana, aumentó la inquietud por el lado de la volatilidad una vez más.

La volatilidad, en un proceso que dura desde hace casi 1000 puntos en el caso del DAX40 alemán, no apoyó en ningún momento la clara superación alcista de los 16.000. Mucho menos la del EuroStoxx50, volatilidad que ayer atacó pero no superó su primera zona de resistencia.

placeholder [Pinche para ver el gráfico completo]
[Pinche para ver el gráfico completo]

Todo, en esa súper resistencia del S&P500 total return que debo seguir mostrando en cada gráfico. El muro del acero. Todo, en un entorno de efervescencia que se constata casi sin discusión desde hace de doce meses.

Los índices norteamericanos presentan en precios cuestiones que, en el corto plazo, no encajan con un mercado completamente saludable; como sucede en Europa con el IBEX35. Puede verse que el Dow Jones Industrial tiene pequeños mínimos y máximos descendentes, por ahora canalizados pero que sitúan al Dow, nuevamente, dentro de su antiguo canal lateral/alcista de corto/medio plazo.

Sucede lo mismo con el NYSE, o con el Russell2000, caso este último que podría poner en duda uno de los elementos que he planteado como críticos a la hora de tener paciencia con resistencias tan brutales como las que enfrenta el S&P500: su impresionante ruptura alcista de medio plazo podría quedar muy cuestionada si las alzas no vuelven de inmediato, y seguimos huérfanos de una confirmación en gráfico mensual. Esto se suma a la cuestión de la volatilidad.

Y ahí, en zona de gran resistencia a largo plazo, todos decrecen en el muy corto plazo, salvo la volatilidad, el Nasdaq -o al menos una parte- y el S&P500 -por el alto peso de las tecnológicas. Éstos, pese a su esfuerzo continuado, se mantienen bajo su resistencia ascendente de corto/medio plazo. Un fallo en la confirmación mensual del Russell2000 con un patrón de vuelta en el S&P500 total return, algo que requiere de la pérdida de los 9.670 puntos, deberían hacernos considerar las consecuencias que podría advertir el pequeño pero preocupante doble techo de corto plazo que tendremos en caso de pérdida de los mínimos de noviembre.

placeholder [Pinche para ver el gráfico completo]
[Pinche para ver el gráfico completo]
Venta Ibex 35