Las empresas que más venden en China
  1. Mercados
  2. El Abrazo del Koala
Marc Garrigasait

El Abrazo del Koala

Por

Las empresas que más venden en China

La inescrutable China aparece como una gran fuente de riesgo para los mercados financieros y para muchas de las grandes multinacionales planetarias. En los últimos 20

La inescrutable China aparece como una gran fuente de riesgo para los mercados financieros y para muchas de las grandes multinacionales planetarias. En los últimos 20 años, China prácticamente sólo ha aportado buenas noticias a la economía mundial y a los ingresos de muchas empresas en los cinco continentes. En mi opinión, China abandonó su modelo exitoso al sufrir la grave crisis de 2008, y en 2009 se abrazó al modelo occidental de crecimiento económico basado en el endeudamiento rápido. No hay más que ver las estadísticas ex y post-2009 de la concesión de créditos bancarios, que en China obviamente fue ordenada por el Gobierno y acatada sin dudarlo por los cuatro grandes bancos públicos del país.

China decidió aplicar el modelo occidental y en cierta forma 'español', construir infraestructuras por doquier y especialmente viviendas. Cada obra construida se contabiliza como inversión y aporta al producto nacional bruto en base a su precio de coste, con independencia de su utilidad. Por ejemplo, el aeropuerto de Castellón, que nadie aún ha usado, provocaría enormes pérdidas en una empresa privada, pero en términos de contabilidad nacional de cualquier país en el mundo suma su coste de construcción al PIB español. Seguramente, tras esta crisis debería plantearse la discusión de las normas de contabilidad nacional internacionales. No puede ser que sólo se tengan en cuenta el gasto, el consumo o la inversión como únicos elementos, en lugar de la productividad o la rentabilidad. No es un debate nada fácil, pero como mínimo sería bueno iniciarlo.

De 2001 a 2010, el crecimiento económico chino fue de media un 10% anual, pero el crecimiento del crédito fue del 17% anual. En 2009 y 2010 los préstamos bancarios chinos crecieron más del 30% y en 2010 más del 20% en relación al nivel ya muy alto de 2009.

Cuando la economía china tenía un bajón puntual, "alguien daba la orden de apretar el botón del crédito a los cuatro bancos públicos". Después de la caída del 5% en la bolsa china este pasado lunes 24 de junio, y sobre todo de los miedos acerca de posibles problemas de liquidez del sistema bancario chino que circulan estos días.

Recientemente en la web Zerohedge.com publicaron algunas estadísticas de cuáles son las empresas multinacionales más dependientes del gigante asiático. Son los números de las empresas que más venden a los ciudadanos y empresas chinas en los sectores de consumo.

 

 

Como podéis observar, las grandes marcas de lujo europeas han sido las mas beneficiadas de las compras chinas, y así se refleja en su evolución en bolsa en los últimos tres años. Por el contrario, una ralentización económica en la economía china, como parece puede estar produciéndose, les perjudicaría más que a otras empresas menos dependientes de dicho país.

No hay empresa que dependa tanto del gigante asiático como The Swatch Group. La empresa suiza de venta de relojes y artículos de lujo vende un 45% de sus productos en China. En consecuencia, sus ventas mundiales han tenido crecimientos altísimos, mejorando año tras año las previsiones. En los últimos 6 años ha doblado sus ventas en el mundo.

Le siguen las tres grandes marcas de lujo, las francesas Hermes Internacional y Louis Vuitton Moet Hennessy (LVMH) con nada menos que un 31% y un 28% respectivamente. La suiza Richemont, con marcas como Cartier, Piaget o Montblanc, vende un 26% a China, aunque un 41% a toda Asia, cifra muy superior a las dos empresas francesas. La marca de bebidas alcohólicas francesa Remy Cointreau depende en un 35% de China. La italiana Prada, otra empresa de éxito en el sector del lujo, depende en un 21%, la alemana Puma un 20% y la británica Burberry un 18%. La italiana Salvatore Ferragamo vende también un 18% y, al igual que Burberry, sus ventas asiáticas suponen cerca del 35%. La marca deportiva alemana Adidas vende un 12% a China.

En niveles del 10% en ingresos a China y de aproximadamente un 20% a toda Asia, se encuentran un gran número de multinacionales como Novozymes, Associated British Food con su famosa marca de ropa Primark, Pernod Ricard, L’Oreal, Henkel, Nestlé o Danone. La holandesa de alimentación y consumo básico Unilever apenas vende un 4%, pero cerca del 20% al continente asiático.

A pesar de la incertidumbre presente, se ha demostrado que la mejor forma de invertir en la bolsa china ha sido mediante una cartera de acciones de empresas multinacionales con mucho peso de sus ventas en el país. Por rentabilidad pero, sobre todo, por evitar los grandes riesgos de invertir en empresas chinas que la historia nos ha demostrado que en muchos casos, por errores o por fraudes, han decepcionado a los inversores.

Señor con maletín

Detrás de toda gran historia hay otra que merece ser contada

Conoce en profundidad las 20 exclusivas que han convertido a El Confidencial en el periódico más influyente.
Saber más