Es noticia
Menú
La falta de independencia está saliendo muy cara
  1. Mercados
  2. Telón de Fondo
Víctor Alvargonzález

Telón de Fondo

Por

La falta de independencia está saliendo muy cara

Para una empresa de asesoramiento o gestión no independiente, reducir de una tacada un 30% o 40% el peso de la renta variable en sus carteras recomendadas es una decisión muy difícil

Foto: iStock
iStock

El otro día tomaba un café con un inversor y me decía que no entendía por qué hace tiempo le había pedido expresamente a su gestor que redujera drásticamente el peso de la renta variable en cartera y el gestor se había negado en redondo. Inicialmente defendí al gestor, en el sentido de que es posible que pensara que no era el momento de vender, pero el cliente me dijo que había insistido en que él asumía toda la responsabilidad del cambio, y que aun así el gestor se negó a hacerlo.

Cuando me dijo eso es cuando le expliqué que la negativa podría tener su origen en el conflicto de interés que se produce en el asesoramiento cuando el asesor no es independiente y su cuenta de resultados depende de las comisiones que le ceden las gestoras en los fondos que recomienda a sus clientes, o que incluye en las carteras que gestiona.

Para una empresa de asesoramiento o gestión no independiente, reducir de una tacada un 30% o 40% el peso de la renta variable en sus carteras recomendadas o gestionadas es una decisión muy difícil. Si lo hace, probablemente tendría que echar gente. Porque ese recorte en renta variable va directamente a la cuenta de resultados. Si ese dinero se lleva, por ejemplo, a fondos monetarios, la retrocesión que recibe el asesor disminuye en un 80% o 90% en esa parte del patrimonio de sus clientes, dado que los fondos de renta variable pagan comisiones muchísimo más altas que los monetarios.

Foto: (Foto: Unsplash)

Y no es el único ejemplo de que el conflicto de interés entre el asesor no independiente y el cliente puede salir muy caro. Hace tiempo empezamos a recomendar utilizar productos que se aprovecharan de la caída del precio de los bonos como consecuencia de la subida de los tipos de interés (existe una relación inversamente proporcional entre la evolución de los tipos de interés y el precio de los bonos). El problema es que en fondos tradicionales solo había – y hay - un producto de este tipo en el mercado. Y tampoco hay mucho más en ETFs.

Los asesores no independientes suelen trabajar con los productos de la casa y con los de gestoras que le ceden –retroceden– una buena comisión a la casa. Si el producto es de una gestora pequeña y poco conocida, lo más probable es que no esté en la oferta de la casa, ergo los clientes se han perdido la mejor idea de inversión que ha habido este año (junto con la de invertir en materias primas).

Lo anterior hay que releerlo y reflexionar: incluso habiendo recibido un inversor la idea de ponerse corto en bonos, no ha podido ponerla en práctica en su entidad porque su entidad solo tenía acuerdos de comercialización con cinco o seis gestoras que le pagaban la comisión que les habían pedido. Peor todavía: hay bastantes plataformas que sí tenían este fondo, y que tampoco son ni "raras" ni desconocidas. Simplemente han entendido que, si se va a pintar un cuadro, es importante contar con la paleta de colores adecuada.

Foto: EC.

Por cierto, y ya que hablamos de materias primas, con ese activo ha ocurrido exactamente lo mismo, por que .. ¿Cuántas plataformas tienen fondos que invierten en materias primas (o permiten acceder a ETFs de materias primas)? Pues muy pocas. Y si la entidad no tiene el producto, no lo recomienda, mientras que el asesor independiente debe poder recomendar cualquier producto del mercado (y en nuestro caso también las plataformas donde adquirirlos)

Y si creían que los inversores conservadores se salvaban de pagar los costes que supone la falta de independencia, olvídenlo. De hecho, es en ese perfil donde encontramos el ejemplo palmario de que la falta de independencia afecta a la rentabilidad. En los últimos meses, los fondos que ha recibido más dinero han sido los de renta fija … Coincidiendo con el momento en el que iniciaron una caída que en Estados Unidos es ya la mayor de la historia para este tipo de fondos y en Europa está muy cerca de serlo. Recomendar un modesto fondo monetario no era rentable para el asesor no independiente. La comisión es mucho mayor en el fondo de renta fija.

Foto: Antonio Manzano, responsable de Renta Variable en Santalucia Asset Management.

Pero no es solo cuestión de que el monetario haya perdido mucho menos en el mismo periodo, sino que, además, a partir de ahora, el monetario ganará más, puesto que gracias a la subida de los tipos, las posiciones de corto plazo de dichos fondos se irán renovando a tipos superiores (si se ha elegido un fondo de muy corta duración).

Dicen que el asesoramiento independiente es caro. Desde luego no lo es en nuestro caso (180 € al año en el servicio básico), pero es que, además, el cliente se ahorra mucho dinero en comisiones, porque el asesor independiente se puede permitir "el lujo" de buscar para su cliente los fondos más baratos, lo que suele cubrir el coste del asesoramiento. Pero lo más importante es que se evitan las pérdidas y los costes de oportunidad que genera el conflicto de interés asesor-comisionista-cliente. En la práctica, tener un asesor que trabaje para ti y no para el fabricante de productos financieros sale más barato. Y suele ser más rentable.

El otro día tomaba un café con un inversor y me decía que no entendía por qué hace tiempo le había pedido expresamente a su gestor que redujera drásticamente el peso de la renta variable en cartera y el gestor se había negado en redondo. Inicialmente defendí al gestor, en el sentido de que es posible que pensara que no era el momento de vender, pero el cliente me dijo que había insistido en que él asumía toda la responsabilidad del cambio, y que aun así el gestor se negó a hacerlo.

Tipos de interés Renta variable Renta fija Rentabilidad Inversores
El redactor recomienda