La caverna elige la turismofobia

Los ataques de turismofobia de esta última semana han perjudicado la imagen de España y han empañado las vacaciones de muchos extranjeros que visitaban el país

Foto: Numerosos turistas pasean por el Park Güell de Barcelona. (EFE)
Numerosos turistas pasean por el Park Güell de Barcelona. (EFE)

Curiosamente, la turismofobia es una asignatura inventada en aquellos lugares en los que el turismo representa mucho (Cataluña) o todo (Baleares) en su PIB y en su riqueza.

Ahora les ha dado por atacar a una industria a la que no se puede poner puertas al campo, entre otras cosas, porque es una conquista de la civilización absolutamente irreversible. Intentar liquidar el turismo como elemento cultural es algo propio de la caverna más cavernícola. Los atentados contra el turismo en Barcelona por parte de miembros (juveniles o no) de la CUP muestran bien a las claras en manos de quién está el llamado 'procés'. Un ataque que ha dado informativamente la vuelta al mundo y que deja en muy mal lugar a Barcelona, Cataluña y España como destino turístico mundial de primer orden.

AgenciasAgencias

No es el ataque al autobús –cuchillo en mano– que el turismo está sufriendo en España. En Baleares –¡manda 'güevos'!– alcaldes, concejales y diputados llevan tiempo tocando los bemoles sin sordina sobre ese asunto. Ya les gustaría a los depauperados habitantes de Soria, Teruel, Badajoz, Zamora, etc., tener ese problema de masificación turística. Lo más sorprendente en la ciudad condal es el silencio cómplice de la alcaldesa y de algunos de sus conmilitones.

Siempre he sostenido que cada pueblo o cada colectividad es muy dueño de ahorcarse con la soga que elija. Algunos han decidido ponerse el dogal justamente por donde se come.

¡Si les dejamos, claro!

Palo Alto

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
4 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios