¿Se fía Europa de Sánchez?

Por ello, ha recurrido, después de tanto desprecio, a Ciudadanos y al Partido Popular cuya posición en el PPE ha perdido enteros tras la pérdida del poder en España

Foto: Rueda de prensa del presidente del Gobierno, Pedro Sánchez. (EFE)
Rueda de prensa del presidente del Gobierno, Pedro Sánchez. (EFE)

Algún lector avieso se preguntará si la pregunta es retórica. Es más bien un intento divulgativo. Habrá que dar por conocidos aspectos de la realidad objetiva que embargan, al día de hoy, el acontecer nacional. Entre ellos, por ejemplo, que España no puede salir sola del marasmo económico sin contar con la ayuda directa, indirecta, solidaria o interesada del resto de los países que conforman la Unión Europea, la primera transnacional política del mundo.

He procurado recabar opiniones informadas y acudo a las fuentes para saber qué opinión tienen sus colegas, del presidente español, en un momento decisivo de la historia del país cuando, precisamente, la mano de los socios comunitarios más se necesita.


Lo primero que destacan es el arrojo de Sánchez para formalizar un Gobierno con comunistas —la filiación y el ADN podemita está fuera de toda duda para los dirigentes europeos— y al mismo tiempo recabar ayuda entre fuerzas nacionalistas/secesionistas y otras herederas de movimientos terroristas.

Lo segundo es su alegría a la hora de interpretar la norma, tanto en el interior como en el exterior. Y subrayan el hecho de su descontrol en el gasto como lo demuestra el hecho de haber superado casi un punto —antes de la pandemia— los dígitos comprometidos formalmente con la Unión cuando llegó al poder al que relajaron los compromisos de la etapa Rajoy.


Lo tercero es su capacidad enorme para decir lo contrario de lo que piensa, con intención de engañar. Especialmente, sorprendente resulta para los países de cultura protestante cuya característica común a todos ellos es la ortodoxia presupuestaria y el rigor fiscal. Nadie puede prometer, mucho menos dar, lo que no tiene. "Le han tomado la medida", insiste una fuente diplomática europea acreditada en Madrid, "y está equivocado si cree que puede llenar la caja a cambio solo de promesas…".

Es por todo lo anterior, por lo que Sánchez ha recurrido, después de tanto desprecio, a Ciudadanos, que es lo que representa —diez escaños—, y al Partido Popular cuya posición en el PPE ha perdido enteros tras la pérdida del poder en España, pero que aún cuenta con una posición sólida entre sus conmilitones del viejo continente.

Palo Alto
Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
2 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios