La búsqueda de soluciones

Por un motivo u otro la búsqueda de soluciones para hacer frente a contratiempos es constante en las organizaciones. Por esa costumbre suelen adaptarse relativamente bien a los cambios

Foto: Juan Gómez Bada
Juan Gómez Bada

Habitualmente las empresas se enfrentan a nuevos problemas a los que deben hacer frente. Las dificultades suelen generarse por factores internos, aspectos propios del sector, alteración en el comportamiento de los clientes, aparición de nuevos competidores, cambios políticos o adversidades macroeconómicas.

Por un motivo u otro la búsqueda de soluciones para hacer frente a contratiempos es constante en las organizaciones. Por esa costumbre, en líneas generales, suelen adaptarse relativamente bien a los cambios. No obstante, hay empresas con mayor capacidad que otras para reaccionar a la adversidad o que están más preparadas para transformar su estructura productiva cuando surgen oportunidades.

Un buen ejemplo de esto ha sido el comportamiento de las seis mayores constructoras españolas (Ferrovial, ACS, Acciona, FCC, OHL y Sacyr) durante la crisis que hemos sufrido de 2007 a 2014. Cualquiera que hubiese previsto la dimensión de la contracción de la construcción y de la obra civil en España, habría imaginado que varias de las grandes constructoras habrían quebrado y las que hubiesen sobrevivido estarían ahora en una situación muy precaria. Sin embargo, las seis siguen perteneciendo hoy al Ibex 35.

Como si se tratase de seis ratones de la fábula '¿Quién se ha llevado mi queso?' de Spencer Johnson, las seis constructoras supieron ver que el negocio (queso) se acababa en España y salieron al extranjero para continuar con su actividad principal o aumentaron su diversificación en otros negocios (energía, agua, basuras, aparcamientos, etc). En el primer semestre de 2015 las ventas en el extranjero representaron el 82% para ACS, 83% para Ferrovial, 80% para OHL, 51% para Sacyr y 47% para FCC. Acciona no ofrece el dato de facturación internacional total, sus ventas en el extranjero representaron el 68% en su división de construcción. 

A pesar de la gran capacidad de reacción demostrada por las seis empresas, ha habido grandes diferencias en el resultado de la gestión. En los últimos ocho años, de agosto de 2007 a agosto de 2015, la evolución en bolsa ha sido muy dispar para las compañías. Destaca Ferrovial, que se ha revalorizado un 57%, en un segundo nivel se encuentran ACS y OHL, que han bajado un 28% y un 32% respectivamente, y en un tercer nivel, Acciona, FCC y Sacyr, que han caído un 69%, 75% y un 88% respectivamente.

El ejemplo anterior muestra la importancia de analizar las aptitudes de las compañías para afrontar los problemas a la hora de realizar una inversión a medio o largo plazo. Sin embargo, no es sencillo evaluar dichas capacidades de adaptación. Son cualidades que no aparecen en las cuentas anuales, que no se pueden modelizar en una hoja de cálculo y que no se suelen transmitir a los inversores. 

Pese a la dificultad, existen características de las organizaciones en las que nos podemos fijar para medir la capacidad de solventar problemas o adaptarse a los cambios. El compromiso de la dirección con la empresa, el grado de conflictos de intereses internos, el tamaño de la organización, la autoridad de quien está al frente de la compañía, el nivel de orientación a resultados, la flexibilidad de los procesos y la experiencia de los empleados en la adaptación a los cambios son aspectos que deben ser objeto de estudio.

De estas peculiaridades, las más relevantes son las que tienen que ver con el equipo directivo. La adaptación no debe traducirse en dar bandazos en función de por dónde sople el viento. Lo difícil es conseguir que los cambios a realizar sean compatibles con la estrategia a largo plazo y consistentes con el posicionamiento competitivo de la empresa.

Termino volviendo al ejemplo de las constructoras para destacar la elevada inversión patrimonial personal en sus empresas de los tres directivos (Rafael del Pino, Florentino Pérez y Juan Miguel Villar Mir) que dirigen las tres compañías que más rápidamente se han internacionalizado, empezaron antes de 2007, y que mejores resultados han obtenido. 

Juan Gómez Bada, asesor de Avantage Fund

Tribuna Mercados
Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios