Morata, el 'vikingo' que hizo el 'indio' y suma 189 millones en cambios de camisetas

Tras jugar en la cantera del Real Madrid y llegar a su primer equipo, renegó de él cuando fichó por el Atlético de Madrid, club que ahora vuelve a abandonar para mover otra millonada

Foto: Morata, durante el calentamiento del Real Madrid-Atlético de Madrid de febrero de este año. (REUTERS)
Morata, durante el calentamiento del Real Madrid-Atlético de Madrid de febrero de este año. (REUTERS)

Según la teoría de Eduardo Galeano, "en su vida, un hombre puede cambiar de mujer, de partido político o de religión, pero no puede cambiar de equipo de fútbol". Evidentemente, el escritor uruguayo se refería a los aficionados, no a los futbolistas, pues en el llamado —y odiado— fútbol moderno son muchos, por no decir la mayoría, los que no han dudado en cambiar de camiseta, algunos incluso para vestir la del eterno rival. Uno de los casos más recientes es el de Álvaro Morata (Madrid, 1992), quien empezó jugando al fútbol en las categorías inferiores del Atlético de Madrid y, tras pasar por las del Getafe, recaló en el Juvenil del Real Madrid.

Considerado desde entonces canterano del equipo blanco, el delantero madrileño subió al Castilla, con el que jugó 83 partidos y marcó 44 goles, y llegó al primer equipo del Real Madrid, donde en la celebración de uno de los 10 títulos que ha ganado con el equipo de Chamartín, no dudó en corear aquello de "que se enteren los indios quién manda en la capital", además de escribir en sus redes sociales un mensaje en el que proclamaba su madridismo: "¡Porque ser del Real Madrid es sufrir, pelear y disfrutar juntos! ¡Porque es sentir algo que corre por nuestras venas!".

Sin embargo, después de ser cedido a la Juventus, regresar y ser traspasado al Chelsea, Morata fichó por el Atlético de Madrid en enero del año pasado. Pese a ser una petición expresa del Cholo Simeone, su pasado 'vikingo' no gustó nada a una parte de la hinchada colchonera, que públicamente se posicionó en contra de su llegada. Claro que lo mismo sucedió con parte de la madridista cuando volvió al Bernabéu vestido de rojiblanco.

Visto lo visto, el 33 veces internacional por España, con la que ha marcado 17 goles, no tuvo ningún problema en renegar de su pasado blanco: "Fui al Madrid, pero yo iba con mi papá al Calderón y soñaba con jugar allí. Sin embargo, por desgracia, tuve que jugar con otras camisetas y no con la del Atlético, cosa que siempre quise", aseguró en un intento por maquillar su pasado y mitigar su presente.

Ahora, después de 61 partidos y 22 goles con la camiseta del Atlético de Madrid, por los 72 y 24 del Chelsea, los 93 y 27 de la Juve y los 95 y 31 del Real Madrid, Morata regresa a Italia, según la mayoría de informadores, a causa de su mala relación con Simeone. Al desencanto del delantero por no sentirse valorado por su entrenador y verse relegado al banquillo en los partidos importantes, se une precisamente la desconfianza del argentino por su deseo de irse. Es evidente que alguien que dijo "algún día le contaré a mis hijos que fui el primer jugador visitante en marcar un gol en el Metropolitano", tampoco es que sienta mucho los colores...

Otra vez ha dejado de disfrutar

"Empecé mi carrera en el Atlético... hasta que ya dejé de disfrutar, no jugaba mucho y no tenía una buena relación con mis compañeros", ha llegado a confesar el madrileño sobre la primera vez que, siendo un niño, dejó el equipo rojiblanco. "Tenía estrés y hasta juveniles lo primordial es disfrutar. Pensaba que, si con 14 o 15 años no jugaba en el Atleti, a lo mejor no valía para esto", añadió. Ahora, Álvaro vuelve a irse y de nuevo porque no disfruta y no juega todo lo que le gustaría, con la diferencia de que es profesional y que cuando decidió aceptar la llamada de Simeone debió saber lo que le esperaba. ¿Disfrutar con el Cholo?

Morata celebra un gol de Cristiano Ronaldo cuando ambos coincidieron en el Real Madrid. (REUTERS)
Morata celebra un gol de Cristiano Ronaldo cuando ambos coincidieron en el Real Madrid. (REUTERS)

Lo cierto es que Morata ha jugado en cuatro grandes equipos y en ninguno ha logrado ser indiscutible a pesar del mucho dinero pagado por él en cada cambio de camiseta que ha protagonizado. A saber, 20 millones del Madrid a la Juve, 30 de la Juve al Madrid, 66 del Madrid al Chelsea, 7 de la cesión del Chelsea al Atlético, otros 56 por el traspaso y ahora 10 por la cesión del Atlético a la Juve. Es decir, hasta el momento un total de 189 millones, a los que aún podrían sumarse los 45 de la opción de compra que el club italiano, en el que el madrileño se reencuentra con Cristiano Ronaldo, se ha guardado.

Los más inocentes quizás prefieran recurrir a la versión de la prensa del corazón, donde consideran que Morata y su mujer, la modelo Alice Campello, regresan a Italia, "donde comenzó su historia de amor, pues se conocieron cuando Morata estuvo la primera vez en la Juventus, el mismo equipo que lo acoge de nuevo. Es un regreso a casa también para él. El matrimonio, que está a punto de tener a su tercer hijo convirtiendo así su familia en numerosa, inicia esta nueva etapa más cerca de los familiares de Alice, que seguro están encantados con la decisión". Pero, no se engañen, siendo esto importante, lo decisivo en su decisión de dejar el Atlético es que no soporta otro año más con Simeone.

Como diría Galeano, Morata "se ha salvado de la fábrica o de la oficina, le pagan por divertirse, se sacó la lotería (...) Él, que había empezado jugando por el placer de jugar, en las calles de tierra de los suburbios, ahora juega en los estadios por el deber de trabajar y tiene la obligación de ganar o ganar. Los empresarios lo compran, lo venden, lo prestan; y él se deja llevar a cambio de la promesa de más fama y más dinero. Cuanto más éxito tiene, y más dinero gana, más preso está". Así es el fútbol profesional, en el que solo excepciones como Xabi Prieto confirman la regla. "Desde pequeño mi sueño no era ser futbolista, sino jugar en la Real", dijo el donostiarra. Igualito que Morata, el 'vikingo' que hizo el 'indio' para acabar volviendo a la Juve. Sí, el equipo más odiado de Italia...

A mi bola
Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
4 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios