La jugada maestra de Jaume Roures, el otro 'guardaespaldas' de Joan Laporta
  1. Deportes
  2. A mi bola
Kike Marín

A mi bola

Por

La jugada maestra de Jaume Roures, el otro 'guardaespaldas' de Joan Laporta

La espantada de Jaume Giró por quedarse fuera del viaje a París provocó la entrada en acción del presidente de Mediapro, que avaló y salvó a la Junta del Barça, pero con truco...

placeholder Foto: Jaume Roures, presidente de Mediapro. (EFE)
Jaume Roures, presidente de Mediapro. (EFE)

En una auténtica pirueta dialéctica, Jaume Roures desmintió y confirmó al mismo tiempo que contribuyera al aval que permitió a Joan Laporta ser investido presidente del FC Barcelona, tal y como informó el diario 'Expansión'. "No he prestado ningún aval personal ni he abonado a nadie ninguna cantidad", comenzaba el comunicado del empresario catalán, para a renglón seguido añadir que "una sociedad vinculada personalmente a mí, Orpheus Media SL, y que está totalmente al margen de Mediapro, ha garantizado a Banco de Sabadell una póliza concedida a los miembros de la junta directiva del FCB". Es decir, no, pero sí.

Foto: Jaume Roures, presidente de Mediapro. (REUTERS) Opinión

Lo cierto es que la entrada en escena de Roures, aunque en realidad fuera entre bastidores, surgió a raíz de que otro Jaume, en este caso de apellido Giró, se desmarcara de Laporta y le dejara sin alrededor de 30 de los 124,6 millones que la junta directiva de la que él iba a ser vicepresidente económico estaba obligada a cubrir y que corresponden al 15% del presupuesto del club. "Esta colaboración se hizo para complementar el importe del aval exigido por la LFP y con el único fin de evitar la repetición de las elecciones al FCB", explicó Roures, para añadir que "la repetición electoral habría sido muy perjudicial para el FCB, pues le habría llevado a una crisis de proporciones difíciles de calibrar".

Lo más curioso es que la espantada de Jaume Giró se debió a que Joan Laporta le dejara en tierra en el viaje a París con motivo de la vuelta de los octavos de final de la Champions League contra el PSG. Ya fuera porque estaba recién llegado o porque sabido es que la pandemia del Covid-19 limita y complica los desplazamientos, el presidente electo solo disponía de tres plazas en el avión del equipo azulgrana y eligió ir acompañado de su inseparable Rafa Yuste, ahora también su vicepresidente deportivo, y de su inseparable guardaespaldas. Esto molestó tanto al ex director general de la Fundación La Caixa, que decidió bajarse del barco antes incluso de que Laporta fuera investido.

placeholder Joan Laporta, en el avión que llevó al FC Barcelona a París.
Joan Laporta, en el avión que llevó al FC Barcelona a París.

La decisión de Giró fue todo un contratiempo para el presidente, aunque el abogado catalán estaba protegido por su otro 'guardaespaldas', Jaume Roures, quien, efectivamente, aunque fuera a última hora, acudió a su rescate. "Con la presentación del aval se da cumplimiento al resultado de las elecciones, máxima expresión de los socios del FC Barcelona que democráticamente han elegido a su presidente y su junta directiva", se justificó el presidente de Mediapro y confeso culé.

"Vigencia durante unos meses"

De este modo, Laporta y su equipo directivo pudieron cerrar la concesión del aval con el Banco de Sabadell sin necesidad, finalmente, de acordar con fondos de riesgo extranjeros, de Estados Unidos concretamente, que ya habían provocado no pocas críticas hacia el nuevo presidente. Eso sí, en su comunicado, Roures dejó claro que "esta garantía solo tiene vigencia durante unos meses. No se trata, por tanto, de préstamo o donación de ningún tipo".

Y así puede ser en apenas "unos meses", pues, en principio, el próximo presupuesto que presente el FC Barcelona no va a ser tan alto como el actual. Dada la difícil situación económica que atraviesa el club catalán, los 124,6 millones de euros que suponen el 15% del presupuesto de los 828 fijados por la anterior directiva para la temporada 2020-2021 serán bastantes menos y el descenso proporcional del 15% rondará los que ha puesto Roures, de ahí que, efectivamente, los recuperará.

Ahora bien, Laporta sabe que le debe una al presidente de Mediapro, por más que este también se apresurara a asegurar que "Orpheus Media SL no ha pretendido ni pedido ninguna contraprestación a los miembros de la Junta directiva del FCB, excepto el reembolso del coste económico de la garantía al terminar la vigencia de la misma", algo que, tal y como hemos explicado, lo más probable es que suceda en breve. "No se trata por tanto de ninguna operación comercial ni de obtener ningún tipo de control sobre el club o participación en su junta", apostilló Roures, preocupado, y no sin razón, con cuidar las apariencias, aunque su jugaba se puede calificar de maestra.

Joan Laporta Jaume Roures Mediapro Jaume Giró