"Soy amigo de Pedro": la amenaza de Rubiales y la caída de Rienda

Puede ser casualidad o no, pero la noticia sobre las presuntas irregularidades fiscales de la presidenta del CSD han saltado a raíz de las amenazas de Rubiales, presidente de la RFEF

Foto: Rienda y Rubiales, junto al ministro José Guirao y las chicas de la selección sun 19 de fútbol. (Sefutbol)
Rienda y Rubiales, junto al ministro José Guirao y las chicas de la selección sun 19 de fútbol. (Sefutbol)

"Si sigue por este camino, va a haber una situación de incomodidad y seguramente una respuesta". Así, con un tono amenazante y sujeto a interpretaciones -sobre todo después de lo acontecido-,habló hace unos días Luis Rubiales, presidente de la Federación Española de Fútbol (RFEF), sobre la Secretaria de Estado para el Deporte, María José Rienda, quien este miércoles fue noticia tras asegurar el diario 'El Mundo' que utilizó una sociedad instrumental para ingresar 1,4 millones de euros en sus tiempos como deportista de élite. Según el citado medio, la presidenta del Consejo Superior de Deportes (CSD) usó esa empresa para canalizar sus derechos de imagen desde 2004 hasta 2011, cuando dejó de tener actividad.

"Esa información sale del portal de transparencia del Gobierno. No existe ninguna empresa instrumental y no ha habido ninguna evasión de impuestos", aseguró María José Rienda durante un acto celebrado en la sede del CSD y al que acudió tal y como tenía previsto. "Lo importante no es si una persona tiene una sociedad o no, sino el uso que le da", comentó la ministra de Hacienda, María Jesús Montero, quien descartó que "a priori" existan incompatibilidades en la situación fiscal de la Secretaria de Estado para el Deporte. Montero añadió que si esos ingresos "están en regla" y si la sociedad realmente "funcionaba, tal y como ella ha declarado, no hay ningún problema para tener esa situación fiscal".

Más allá de lo fundamental de este asunto, es decir, si Rienda evadió o no impuestos, la pregunta que todos se hacían en el CSD desde que el diario 'El Mundo' telefoneó para que su presidenta ofreciera su versión sobre la información que iban a publicar era por qué ha salido ahora este tema cuando, como dijo la propia implicada, los datos son públicos y estaban a disposición de quien quisiera mirarlos en el Registro Mercantil. Claro que desde que el pasado 26 de junio tomara posesión de su cargo, es decir, aún no hace cinco meses, la ex esquiadora no había tenido ningún conflicto importante, hasta que volvió a cruzarse en su camino Luis Rubiales. Y digo volvió porque ambos ya tuvieron un desencuentro cuando María José era directiva de la Asociación de Deportistas (AD) bajo el mandato de Cayetano Martínez de Irujo y el entonces presidente de la Asociación de Futbolistas Españoles (AFE) la dinamitó con la ayuda de otros sindicatos, como los de Alfonso Reyes o García Plata, a los que el fútbol subvenciona y, por tanto, maneja.

María José Rienda, junto a Javier Tebas, durante la presentación de la Oficina de Estrategia Internacional del Deporte. (EFE)
María José Rienda, junto a Javier Tebas, durante la presentación de la Oficina de Estrategia Internacional del Deporte. (EFE)

Cabe recordar que recientemente la presidenta del CSD instó al Tribunal Administrativo del Deporte (TAD) a abrir expediente a 16 presidentes de federaciones territoriales por vulnerar la neutralidad en el pasado proceso electoral, lo cual enfadó mucho a Rubiales, pues media docena de los 16 barones metidos en dicho proceso por firmar una carta a favor de Ángel María Villar forman parte de su directiva. Todos ellos, en mayor o menor medida, son también responsables de que la Mutualidad del fútbol aficionado haya sido intervenida por la Dirección General de Seguros por graves irregularidades contables. Además, justo antes se produjo la detención de Andrés Subies, vicepresidente económico elegido por Rubiales y hombre clave en su elección, imputado por un presunto desvío de fondos federativos en su propio beneficio, por cierto, lo mismo por lo que podría ser imputado el propio Rubiales por un caso parecido cuando presidía el sindicato AFE.

Acalorada discusión en el CSD

Como consecuencia de todo esto, la semana pasada Rubiales tuvo un duro enfrentamiento con Rienda en la sede del CSD. Con la agresividad y las malas formas que le caracterizan cuando no hay cámaras delante, de ahí su empeño en intentar vender una imagen de todo lo contrario, 'Rubi' llegó a gritarle a la Secretaria de Estado cosas como el clásico '¡no sabes con quién estás hablando!' o, lo que es peor, le recordó que "soy amigo de Pedro", en referencia al presidente Sánchez. ¿Amenazas? Bueno, de hecho el presidente de la RFEF amenazó a María José con ponerle una querella. Según algunos de los presentes en la citada reunión, que no daban crédito a los que estaban viendo, la tensión vivida fue enorme y los malos modos de Rubiales superaron a los de David Aganzo, precisamente su heredero al frente de AFE. Curiosamente, también con una mujer, la futbolista Raquel Gonzalo, pero en este caso con motivo de una reunión en el CSD con otros sindicatos.

Lo más paradójico es que Rubiales fue acompañado por su director general, Andreu Camps, y su asesor externo Tomás González Cueto, ambos ex miembros precisamente del TAD. Por si no lo recuerdan, Camps fue quien se negó a abrir expediente y la correspondiente investigación a Villar por las supuestas ayudas federativas al Marino y al Recreativo, algo que luego sí hizo la Fiscalía Anticorrupción, y formó parte de la Junta electoral que validó la Asamblea que eligió a Rubiales. Por su parte, González Cueto tuvo que abstenerse de la votación porque trabajaba en el mismo despacho en el que colaboraba Gilberto Pérez del Blanco, el abogado contratado por Villar. Un circo, vamos.

Pedro Sánchez y Luis Rubiales, en el Mundial de Rusia. (EFE)
Pedro Sánchez y Luis Rubiales, en el Mundial de Rusia. (EFE)

"Al CSD han seguido entrando denuncias y como Administración tenemos una responsabilidad por lo que se ha procedido a dar curso al TAD para que se pronuncie. Desde el CSD se ha hecho lo que tiene que hacer, pues no actuar también tiene responsabilidades”. Así se defendió Rienda, que heredó esta patata caliente de su antecesor en el cargo, el inoperante José Ramón Lete, y que solo se decidió a seguir adelante con ella a raíz de que Miguel Galán, el que fuera candidato a la presidencia de la RFEF, amenazara con querellarse. Rubiales acusó a María José de ralentizar los procesos que pueda tener pendientes LaLiga con la administración deportiva y, por contra, acelerar los de la RFEF, algo que no tiene ni pies ni cabeza, aunque es muy del estilo 'Rubi', quien, por cierto, sigue sin dar explicaciones sobre su título universitario en Derecho.

"No está bien asesorada, no le están diciendo la verdad. Si sigue por este camino va a haber una situación de incomodidad y seguramente una respuesta", advirtió esta misma semana Rubiales a Rienda desde Mallorca y con un tono amenazante. Pues eso, como dice el refrán, piensa mal y acertarás. Aunque, claro, la caída de la que fuera gran esquiadora española no le haría mucha gracia a su "amigo" Pedro, a saber, el presidente de un Gobierno que ya ha visto dimitir a dos ministros, uno de ellos precisamente el de Cultura y Deporte, Màxim Huerta. Además, hay quien piensa que 'Rubi' nunca denunciaría a otra persona por los problemas que haya podido tener con Hacienda, pues él ha tenido los suyos, pero vayan ustedes a saber.

A mi bola
Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
2 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios